Despido injustificado sin derecho a finiquito

Estuve trabajando un año tres meses como auxiliar de aseo en un campamento minero, luego este fue desmantelado porque se terminaron los trabajos que en él se hacían, y como me correspondían vacaciones me mandaron a mi casa con vacaciones y en espera de ser llamada después de estas con traslado para el norte.

Para poder ir a trabajar al norte tenía que esperar ser llamada por teléfono a presentarme a las oficinas de la empresa a firmar un nuevo contrato, en donde no me iban a finiquitar el contrato anterior, pero si me reconocerían la antigüedad. Pasadas mis vacaciones fui llamada una tarde a mi celular en donde me habló un hombre diciendo que debía presentarme al otro día en el terminal Alameda ,en donde debía abordar un bus con ciertas características, y yo tenía que decirle al chofer que iba a trabajar al campamento minero Los Bronces.

Me dijeron que el pasaje estaba comprado, que estaba todo listo y que después entre ellos se entendían Al otro día iba yo en el metro, con mi bolso con el equipaje y otras cosas correspondientes a siete días de estadía en el campamento, cuando suena mi celular. Era un compañero que estaba en las mismas condiciones mías en ese momento, y me dice que lo llamo Johana Méndez de la empresa y dice que no debemos ir al terminal, sino que debemos presentarnos urgentemente en las oficinas.

Fuimos para allá, y salió ella diciendo que se le caía la cara de vergüenza, pero que no íbamos a poder ir a trabajar al campamento Los Bronces porque allá habían muchos auxiliares de aseo en ese momento, y que se andaban dando cabezazos unos con otros de tantos que habían, y que al contrario en vez de subir gente a trabajar estaban bajando. Que ella nos pedía las disculpas correspondientes al caso y que lo único que quedaba hacer por ahora era irnos a nuestras casas y esperar ser llamados en algún momento para firmar nuevo contrato y ser trasladados al Norte.

En esta espera pasaron tres meses: Noviembre, Diciembre y Enero de este año los cuales yo seguía recibiendo mi sueldo completo porque estaba con contrato vigente, y bajo la responsabilidad de ellos como empresa de esperar en mi casa a ser llamada en algún momento a firmar contrato nuevo y ser trasladada al Norte. Y en los finiquitos dice bien claro: días trabajados 30.

El asunto es que en Febrero me depositaron igual la quincena, pero a fin de mes no me depositaron el resto del sueldo. Me acerque a las oficinas a preguntar qué pasaba. Y me salen con la sorpresa de que estoy desvinculada de la empresa por faltas reiteradas, porque yo no me he presentado a trabajar y que eso significa que no tengo derecho a finiquito alguno, y que sólo me correspondería recibir pago por vacaciones.

Y ni siquiera me han mandado una carta de aviso de despido Ahora yo me pregunto ¿donde es que yo debía presentarme a trabajar si ellos nunca más me llamaron para designarme a otra instalación?

Yo en dos oportunidades fui a retirar liquidaciones de sueldo, y ellos le preguntan dónde es que está trabajando uno y yo les decía que había estado en Lomas de Caballo. La persona que me atendía llamada Jenny Santander, sabía perfectamente que yo estaba gozando de sueldo sin trabajar, porque ella es la persona responsable de todos los trabajadores que quedamos a la deriva del ex campamento Lomas de Caballo, y nunca me dijo nada. Y ahora me salen con el tremendo pastel de que estoy desvinculada de la empresa por faltas reiteradas, sin derecho a finiquito, y hasta sin derecho a carta de aviso porque no me ha llegado ninguna a la casa.

Elizabeth

 




Califica este Artículo:
0 / 5 (0 votos)




Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *